“Segóbriga, tu historia romana” Cuenca

Del 14 de julio al 9 de septiembre.

 

Bajo el lema «Segóbriga, tu historia romana», la Diputación de Cuenca, ha preparado una extensa programación cultural veraniega para el Parque Arqueológico de Segóbriga que arranca el 14 de julio y concluirá el próximo 9 de septiembre.

 

La programación incluye:

“Visitas guiadas nocturnas”

Los visitantes podrán disfrutar del yacimiento arqueológico, de noche y con iluminación ambiental.

Fechas: se realizarán los sábados 14, 21 y 28 de julio, así como 4 y 11 de agosto.

Hora inicio: 20:30 horas.

Duración: 2 horas.

Aforo máximo: 50 personas.

Reservas: Telf. 629 75 22 57 – mail.  segobriga@dipucuenca.es

 

“Segóbriga investiga su pasado”

Actividades  encaminadas a conocer «in situ» los trabajos arqueológicos, con visitas a las excavaciones.

Fechas: 19, 20, 21, 24, 25, 26, 27, 28, 31 de julio. 1, 2 y 3 de agosto

Hora de inicio: 12:00 horas.

Duración: 45 minutos

Precio: incluido con la entrada al Parque.

No es necesario realizar reserva.

 

“Visitas teatralizadas”

Fechas: 5 de agosto y 9 de septiembre.

Hora inicio: 11:00 horas.

Duración: 1:30 horas.

Precio: incluido con la entrada al Parque.

Aforo máximo: 50 personas.

Reservas: Telf. 629 75 22 57 – mail.  segobriga@dipucuenca.es

Colaboran alumnos del proyecto formativo “Dinaminación, Programación y Desarrollo de Acciones Culturales” de La Máquina Real.

 

“Talleres y recoridos dedácticos”

Haz tu ventana romana. Escribe como los romanos. Aescena con tu máscara. Todos a escabar.

Fechas: 4,5 de agosto. 8 y 9 de septiembre.

Hora de inicio: 12:30 h (talleres) 11:00 h (recorridos)

Duración: 1:30 horas.

Precio: incluido con la entrada al Parque.

Aforo máximo: 25 personas (niños a partir de 9 años)

Reservas: Telf. 629 75 22 57 – mail.  segobriga@dipucuenca.es

Colaboran alumnos del proyecto formativo “Dinaminación, Programación y Desarrollo de Acciones Culturales” de La Máquina Real.

 

Recuerda del 13 al 19 de Agosto XVII Jornadas Romanas de Valeria. Cuenca.

 

 

 

Segóbriga constituye una de las ciudades romanas mejor conservadas y el más importante conjunto arqueológico de la Meseta. El espacio sobre el que se ubica la ciudad, impulsada por el emperador Augusto, estuvo ya habitado por culturas prerromanas como demuestran yacimientos próximos atribuidos a los celtas y que posteriormente serían romanizados.

Segóbriga se situada sobre un cerro, tuvo que  adecuarse a una ciudad romana y a su nuevo estatus de municipium, por lo que tuvo que recurrir a explanaciones y aterrazamientos, se rodeó de una muralla con tres monumentales puerta por las que la ciudad se comunicaba con el exterior: la puerta norte, otra al oriente, flanqueada por una gran torre octogonal y, una tercera, al occidente. A ambos lados de la vía de entrada por la puerta principal se construyó un teatro y un anfiteatro, destinados a las grandes fiestas y actos colectivos. La puerta norte daba a una calle principal norte-sur o kardo maximus que constituía el eje de la ciudad y de la que salían las calles transversales en sentido este- oeste o decumani. Nada más atravesar la puerta principal de entrada a la ciudad se construyó el foro, formado por una gran plaza enlosada y rodeada de pórticos y de los monumentos urbanos más significativos, como la curia y la basílica.

Frente al foro, al otro lado de la calle principal norte-sur, se alzaba el templo dedicado al culto imperial. Tras este templo, la manzana siguiente la ocuparon unas grandes termas monumentales. La parte más alta debió ser la acrópolis o ciudadela de la ciudad. Pero, además, una parte del solar de la ciudad estaría cruzada de calles con casas y tiendas o tabernae.

Segóbriga es el más claro ejemplo de la progresión social y del desarrollo urbano en la Meseta sur en época romana. Citada en las fuentes antiguas en el marco de las guerras de los siglos II y I a.C. y definida por Plinio como extremo de la Celtiberia, las evidencias de su etapa prerromana son muy débiles y se reducen a algunos objetos descubiertos en contextos arqueológicos posteriores y a unas pocas monedas.

Pero Segóbriga no se limitó a la riqueza agrícola y ganadera de la zona. La minería y la explotación agrícola de la periferia debieron ser los motores principales del crecimiento y desarrollo monumental de Segóbriga, que llegó a albergar un teatro, un anfiteatro, unas grandes termas públicas, una basílica, templos, mercados, etc., hasta convertirse en el más importante centro urbano de la Meseta meridional y punto de referencia para la vida urbana al modo romano en estas tierras.

Plinio describe Segóbriga y su área de influencia como el centro de la explotación de minas de “lapis specularis”, piedra de yeso cristalizado y transparente, que dejaba pasar la luz y que servía en las construcciones romanas para colocación en ventanas y suelos.

Su interés económico era tal que Segóbriga era el centro de control de la comercialización de estas explotaciones.   Hay que resaltar la importancia de su situación geográfica por ser un lugar de paso de varias calzadas, la que unía Cartago Nova con Complutum y su conexión con Toletum y Segontia.

Segóbriga alcanzó su esplendor entre los siglos I y III d. C., convirtiéndose en una ciudad nudo de comunicaciones, centro agrícola y minero y capital administrativa de un amplio territorio hasta su abandono paulatino tras la conquista islámica.

 

Se completa la visita al Parque Arqueológico con:

Centro de Interpretación:

El Centro de Interpretación está integrado por un vestíbulo de recepción donde se explica el origen y la historia de la ciudad. Está planteado como un apoyo y complemento a la visita al Parque Arqueológico, ofreciendo al visitante elementos que ayuden a comprender, interpretar y situar históricamente los restos arqueológicos que lo integran.

La función del Centro es la de llamar la atención del visitante sobre los aspectos más relevantes del conjunto histórico del Parque, ofreciendo la información de una forma directa, a través de los textos y de una forma indirecta, mediante la estimulación de los diferentes sentidos.

Sala de Exposiciones:

La sala de exposiciones se presenta como un espacio amplio en el que se exponen al público objetos originales encontrados en las excavaciones arqueológicas o réplicas de los mismos y paneles explicativos de la vida en Segóbriga ilustrando los aspectos más interesantes de su sociedad, su economía de ciudad minera, los principales monumentos, la vida diaria o la religión en época romana.

Sala de Audiovisuales:

El centro de interpretación dispone de una sala de audiovisuales, independiente de la sala de exposiciones, que, además de servir como sala de proyecciones, podrá también utilizarse como sala de cursos o jornadas y podrá albergar otro tipo de eventos.

 

Segóbriga

 

Horarios:

Horario de invierno (de 1 de octubre a 31 de marzo): de martes a domingo,  de 10:00 a 18:00 h.

Horario de verano (de 1 de abril a 30 de septiembre): de martes a domingo, de 10:00 a 15:00 h y de 16:00 a 19:30 h.

Días que permanece cerrado el Parque

  • Lunes, salvo el 21 de Abril y el 9 de Diciembre.
  • 1 de Enero.
  • 24, 25 y 31 de Diciembre.

Días gratuitos

  • 18 de Mayo (Día Internacional de Museos)
  • martes y viernes, de 16. a 18:00 h.

 

 Más información: patrimoniohistoricoclm.es

Contacto. Información y reservas:

Centro de Interpretación: 629 75 22 57

segobriga@dipucuenca.es

Web del Parque: www.segobriga.org

 

El acceso al Parque deberá realizarse 45′ antes del cierre

 

Parque Arqueológico de Segóbriga Ctra. Carrascosa de Campo a Villamayor de Santiago, s/n  Saelices (Cuenca)